El disco del mes: Surfing with the Alien de Joe Satriani

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Cultura y Ocio

El disco del mes: Surfing with the Alien de Joe Satriani

Por Jose Carlos Rodrigo Breto, | 16 Abril, 2018

            Intérprete: Joe Satriani

            Título: Surfing with the Alien

            Discográfica: Relativity/Epic

            Género: Rock instrumental

            Duración: 36m; 33s.

            Número canciones: 10

            Fecha de publicación: 1987

La virtuosa dulzura del guitar hero

Hace bien pocos días que Joe Satriani ha visitado España comandando su proyecto G3, esa reunión de guitarristas virtuosos que va sumando formaciones distintas, pero en donde él siempre se mantiene al frente como fundador. Por ello, este mes queremos recomendar en Mi Nueva Edad el que fuera el segundo disco del guitarrista neoyorquino, Surfing With The Alien.

Lo que primero llama la atención del disco es que, a pesar de haber visto la luz en el año 1987, se aprecia una innovación y una frescura en las piezas que en absoluto han quedado pasadas de moda y, además, conserva todo lo bueno del espíritu de aquella década. Encontramos poderosos instrumentales, frases rítmicas y guitarreos poderosos, junto a momentos de gran delicadeza, casi de lirismo rock, para un disco que ha pasado a los anales de la historia de la música como la consagración de Joe Satriani. Después, vendrían otros 14 discos más (para un total de 16) que ya forman parte de la historia de uno de los guitarristas más geniales y versátiles del mundo del rock.

Surfing With The Alien se abre con el tema que da título al disco, un complejo y nervioso tiempo en donde los punteos crean un magnífico soliloquio de guitarra. Satriani ya despliega aquí gran parte de lo que será su sonido futuro más característico. La canción se refiere al personaje de los comics de Marvel, ese extraño Silver Surfer que aparece, además, en la portada del disco, huyendo sobre su tabla de surf de la garras de su enemigo Galactus.

Después, Satriani rinde en Ice 9 un homenaje a la novela de ciencia ficción apocalíptica del escritor norteamericano Kurt Vonnegut, publicada en 1963 y titulada Cuna de gato. Sobre un ritmo pesado de bajo y batería aparece un estribillo fácilmente reconocible que culmina con un punteo de gran dificultad técnica.

Tras la poderosa Crushing Day llega uno de los mejores momentos del disco con Always Me, Always You, donde el álbum afronta sus primeros y escasos momentos de calma. Satriani muestra su aspecto más melódico con un tema delicado que se aproxima a la balada y en donde el guitarrista doma a su guitarra para hacerla lo más lírica posible.

Sin duda, una de las canciones más celebres del álbum es Satch Boogie, (Satch es el mote por el que se conoce al músico). Una composición de las más famosas y celebradas del artista y por la que Satriani es habitualmente identificado. Desde la introducción del chaston de la batería con sus componentes de jazz fusión se terminará desencadenando un tremendo fraseo eléctrico sobre un ritmo furibundo. Esta es la tónica de los instrumentales del disco, veloces, sin dejar el menor lugar al aburrimiento, con una dificultad técnica deslumbrante y pasmosa.

Porque ninguna técnica, ni forma de interpretar, por complicada que resulte, le es ajena a Satriani en este catálogo de las múltiples formas de cómo tocar una guitarra, incluyendo el tapping con las dos manos en el tema Midnight, que deja unos agradables regustos a maderas flamencas y españolas, para firmar así un disco efervescente que desemboca en un tema final chispeante, Echo.

El trabajo de Satriani guarda toda la esencia de los años 80, cuando los guitar hero dieron un paso adelante y añadieron al estilo de pirotecnia majestuosa de sus ídolos —Hendrix o Santana— toda la innovación tecnológica de finales del siglo.

Por ello, este Surfin With The Alien suena tan rabiosamente bien, es tan ameno, contagioso, y nos golpea los oídos con una dulzura furiosa que recuerda a esos días pasados en donde un músico, pegado a una guitarra, todavía creía que podía alterar el mundo a través del sonido atronador de un amplificador.

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "El disco del mes: Surfing with the Alien de Joe Satriani"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo