La ciudad santa de Kairuán

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Viajes

La ciudad santa de Kairuán

Por Mi_Nueva_Edad, | 30 Septiembre, 2016

Existe una ciudad del norte de África ideal para compartir unos días con amigos y disfrutar del exotismo del mundo musulmán, en un entorno Patrimonio de la Humanidad y poco conocido por el turismo. Kairuán, en el centro de Túnez, es nuestra propuesta de viaje de hoy.

Una medina para perderse

Fue fundada en el 670 con la expansión del Islam por el norte de África. Aunque su nombre pudiera provenir de “campamento” en árabe, pronto se convirtió en la ciudad más sagrada de todo el magreb y una de las más “santas” del mundo árabe tras La Meca, Medina y Jerusalem.

Está situada en una llanura fértil y con suficiente agua. Lo que primero llama la atención de la misma, son sus construcciones en piedra y adobe de suave color marrón.

Como sucede en la mayoría de enclaves musulmanes, las apariencias engañan en Kairuán. Sus murallas y muros austeros, casi defensivos, esconden las maravillas del interior de sus edificios.

Así que es necesario entrar en sus patios, en sus mezquitas y palacios para admirarse con la rica decoración y los bosques de columnas.

Calles y zocos

Ningún viajero que se precie y que haya visitado una ciudad musulmana, puede irse de ella sin pasear, regatear y adquirir una buena pieza de artesanía. Kairuán no es menos y su fama de buena cerámica, artesanía del cobre, perfumes, joyas, tapices y bellas alfombras, se extiende por todo el Mediterráneo.

La mayoría de los zocos datan del siglo XIII aunque con remodelaciones posteriores. Sus calles estrechas de casas encaladas y ventanales de madera tallada y celosías de azul intenso, invitan al visitante a hacer paradas a tomar un rico té y a comer esos deliciosos dulces magrebies ricos en frutos secos, dátiles y miel (algunos parecidos a nuestro polvorón).

Cuando el hambre arrecie prueba a a comer algo más contundente como el brik, una especie de crep doblada rellena de carne y verduras para empezar, y el tajine tunecino, parecido a una quiche de carne y verdura.

Patrimonio deslumbrante

Como ciudad mística y religiosa que es, lo más destacable son sus numerosas mezquitas empezando por la Gran Mezquita (671 d.C) y su soberbio minarete de tres cuerpos coronado por una cúpula, el patio con sus impresionantes arcadas y su interior de grandes dimensiones, con el típico bosque de columnas, capiteles reutilizados de época romana y delicadas decoraciones cerámicas o de madera tallada. Una verdadera joya artística de todo el norte africano.

Antes o después de entrar en ella, no te olvides de visitar un cementerio del siglo XII situado en sus inmediaciones y totalmente blanco o el propio museo de la Gran Mezquita.

Otro lugar imperdible es la Mezquita del Barbero con importantes elementos que te recordarán a la arquitectura construida en Al-Andalus con azulejos o tallas en madera de cedro. Cuenta la leyenda que aquí se conserva varios pelos del profeta Mahoma, de ahí su nombre.

Desde ahí visita el Mausoleo y sus ricos tesoros, los Estanques de los Aghlabíes, un famoso y antiguo pozo (Bir Baruta), la Mezquita de los Sables (Mezquita de Zauía de Sidi Amor Abbada) con sus cinco cúpulas y muchos monumentos más.

Para completar este espléndido viaje, a 9 km se encuentra el complejo palaciego de Reqqada o la laguna salada Sbkha de Sidi el Hani.

Tunez y oriente te espera, a pocas horas por mar o por aire.

 

Imagen: Interior de la Gran Mezquita de Kairuán (commons.wikimedia.org)

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "La ciudad santa de Kairuán"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo