La esencia de la Costa Azul

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Viajes

La esencia de la Costa Azul

Por Mi_Nueva_Edad, | 02 Diciembre, 2016

Grasse puede convertirse en la materialización de tu sueño de visitar la Costa Azul francesa; una propuesta sugerente de nuestra sección de viajes, para compartir glamour, color, naturaleza, arte y cultura, en la capital mundial del perfume.

Esencias

En plural, porque son muchas las esencias que destila Grasse.

Situada a pocos kilómetros de la costa, es una atalaya desde donde divisar el Mediterráneo. Esencia del mar.

Desde su promontorio de algo más de 700 metros, es una pequeña ciudad de montaña en plenos Alpes Marítimos. Sus callejuelas medievales, sus numerosos edificios históricos y las obras de arte que resguardan, dan como resultado una perfecta alquimia, esencia de su cultura.

Las flores te acompañará todo el viaje. Un clima benévolo precipitó a Grasse al cultivo de flores y estas, son la fuente de las esencias de perfumes, que con bastante probabilidad, hayas usado alguna vez. En verano predomina el jazmín y en invierno la vencedora es la mimosa.

Fragancias

Desde luego si hay algo por lo que es famosa Grasse es por su tradición, que se remonta al siglo XVII, de producción de fragancias florales.

Sobre todo en el siglo XVIII, Grasse se reveló como capital mundial del perfume. Aún hoy en día es una industria muy próspera y amantes de los perfumes tienen en esta bella localidad su “Meca” particular.

No te vayas sin visitar el Museo Internacional de la Perfumería. Es un estupendo museo donde conocer la historia del perfume o pegarte un placentero atracón de fragancias en su precioso invernadero.

Adéntrate en sus múltiples perfumerías. En estos lugares se respira delicadeza e incluso puedes tener la oportunidad de diseñar tu propio perfume o a agua de colonia.

Cultura y naturaleza

Desde la Catedral de Notre-Dame du Puy, en el punto más elevado de la colina, se desparraman callejuelas de origen medieval, palacios y casas de los siglos XVI, XVII, XVIII y de la Belle Époque.

La Catedral es un lugar digno de atención. Construida en románico provenzal del Siglo XI, en su interior te espera un magnífico retablo, vidrieras y esculturas de Baillet, nada más y nada menos que tres cuadros de Rubens y una pintura de uno de los grandes de la pintura francesa: Jean-Honoré Fragonard.

En honor a su personalidad más relevante, la ciudad de Grasse le dedica la Villa.Museo Fragonard a uno de los artistas más exuberantes y sensuales de la pintura rococó.. No te la pierdas.

Desde Grasse, como decíamos, el Mediterráneo está a un paso y las míticas ciudades de Niza o de Cannes, te esperan a tan solo unos minutos, así que los paseos por la glamurosa Costa Azul son irrenunciables.

Por otro lado, las colinas cercanas cargadas de flores casi en cualquier época del año y los Alpes, que van creciendo en altura en dirección norte, hacen de este hermoso rincón un lugar idílico para disfrutar de una naturaleza brillante, impregnada de lo puramente mediterráneo y de lo alpino.

Pocos viajes te brindan cultura, naturaleza y glamour como Grasse. Tu lugar para compartir las verdaderas sensaciones de la Costa Azul.

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "La esencia de la Costa Azul"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo