Turrón de Xixona, hecho en casa

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Cultura y Ocio

Turrón de Xixona, hecho en casa

Por Mi_Nueva_Edad, | 12 Diciembre, 2016

Uno de los dulces estrella de la Navidad es el turrón. Acostumbramos a comprarlo sin embargo, es relativamente fácil hacerlo en casa. En buena compañía de familia y amigos, podemos compartir gratos momentos, muy dulces, como los que cualquier hogar que se precie disfruta en la cocina. Te mostramos hoy como hacer un buen turrón blando o de Xixona.

Evocando recuerdos de la infancia, pocos son tan cálidos como aquellos en los que la familia, acompañada de vecinos y amigos más allegados, se reúne en torno a la abuela para elaborar el dulce típico de Navidad. Rememoremos a nuestras abuelas y nuestra infancia haciendo turrón.

Un poco de historia

El turrón es un dulce típico de España conocido en todo el mundo. Su origen, sin embargo, nos lleva hasta la península arábiga y es nombrado como “turun” en escritos del siglo XI de un médico árabe.

Los árabes lo extendieron por el Mediterráneo, sobre todo en España e Italia, aunque existen distintas versiones con otros nombres desde Oriente Próximo hasta Francia, pasando por Dinamarca y América Latina.

En España se popularizó en el siglo XV y se empezó a elaborar en la provincia de Alicante, particularmente en Xixona y después en Alicante ciudad (turrón duro), aunque existen otros lugares de la Comunidad Valenciana donde también se producen, en alguna localidad catalana, Toledo o Extremadura.

Al lío con el de Xixona

La receta originaria consta de almendras (preferentemente de la variedad marcona) y miel aunque hace siglos que se introdujo el azúcar como uno de sus ingredientes básicos. Para los más puristas solo necesitaréis 300 gr. de almendras y 250 gr. de miel.

Si prefieres hacerlo también con azúcar (siempre glass), elige las proporciones de miel y azúcar según tus gustos pero...¡la miel siempre está más rica!

El tipo de miel que uses es indiferente, cualquiera puede servir, pero ten en cuenta que si es monofloral, el resultado del turrón quedará ligeramente impregnado de su sabor y aroma.

Paso a paso

El primero es tostar las almendras pelada en el horno o en una sartén removiéndolas a menudo para que no se quemen y dejarlas enfriar, para después molerlas lo máximo posible.

Después, a fuego lento en una olla, deposita la miel y remueve con una cuchara o espátula de madera hasta que evapore toda el agua (unos 45 minutos) y añade el azúcar un rato antes para que se disuelva bien.

También puedes añadir dos claras de huevo al punto de nieve para que emulsione.

Una vez templada la mezcla, añade las almendras y remueve bien.

Si eres una persona creativa y te apetece darle tu toque personal, puedes poner un poco de canela, ralladura de limón, de lima, de naranja, jengibre rallado, pimienta rosa, cualquier otra especia que se te ocurra o incluso trocitos más grandes de almendra o cualquier otro fruto seco. Eso si, ya no podrás decir que has hecho un auténtico turrón de Xixona.

Una vez que hayas mezclado muy bien con tus propias manos la masa, sensación placentera donde las haya, debes depositarla en un recipiente cuadrado (mejor de madera) previamente cubierto con papel de hornear o cebolla y que sobresalga para poder cubrir toda la masa.

Presiona bien la masa con tus manos para que no queden burbujas de aire y tras cubrirlo con el papel, presiónala con algo que pese lo suficiente para que se compacte por igual (un libro de recetas, un brick o simplemente una pesa).

La masa debe reposar (mejor unos días) y debe soltar el aceite sobrante.

Para ello es mejor si pones papel de cocina debajo y encima de la masa y lo cambias varias veces.

Y señoras y señores, el turrón está listo para comer.

Esta Navidad, compartir gratos momentos en compañía de los tuyos, amigos y familia, está al alcance de la mano. El auténtico turrón blando de Xixona, hecho en casa.

 

Imagen: "Turrón" de Lablascovegmenu en Flickr.com

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "Turrón de Xixona, hecho en casa"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo