Orihuela: la joya del Segura

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Viajes

Orihuela: la joya del Segura

Por Mi_Nueva_Edad, | 25 Noviembre, 2016

En nuestra sección de viajes de hoy, nos vamos a la calidez de Orihuela en la provincia de Alicante. Una ciudad abierta, rebosante de cultura y de arte, de fértiles huertas, de palmeras...y de playas. Un bello lugar para compartir unos días y conocer su fuerte carácter fronterizo.

Su singularidad

A la ribera del Río Segura se ha arrimado el hombre en estas tierras desde tiempos ancestrales. Iberos, celtas, griegos, cartagineses, romanos, bizantinos, visigodos y árabes hasta la reconquista cristiana.

Orihuela fue una ciudad muy importante para muchas civilizaciones, muy particularmente para árabes y sobre todo tras la reconquista al final de la Edad Media y en el Renacimiento. Durante toda la Edad Media y el Renacimiento ha pasado de formar parte del Reino de Murcia musulmán (del que incluso fue capital) a depender de la Denia árabe.

Tras la reconquista sucede lo mismo, pero con los reinos cristianos de Castilla y de Aragón, hasta que definitivamente este ultimo se lleva la joya del Segura.

Ese carácter de deseada y su situación geográfica ha forjado su sabor a frontera.

Arte y cultura a pie de calle

De esa importancia como encrucijada proviene su rico patrimonio. El visitante enseguida queda sorprendido por la cantidad y calidad de sus edificios históricos. Por ello está declarada Conjunto Histórico Artístico.

Cualquiera que se acerque a la otra gran ciudad del Segura, se dará cuenta del esplendor de su pasado. Existen numerosos restos de la época musulmana como el Castillo de Orihuela (podría asentarse sobre otro anterior del visigodo Teodomiro), en serio peligro de conservación, la Puerta de Olma o Elche reformada más tarde por Felipe II, o restos de la muralla por la ciudad.

Pero sin duda los más importantes son de finales del gótico, del renacimiento o el barroco. Son muchos los edificios de gran interés entre iglesias, monasterios, conventos, palacios y casas señoriales...demasiados para detenernos en todos. Por eso nombraremos los imprescindibles:

La Catedral de San Salvador es de estilo gótico con elementos renacentistas y hasta barrocos. Es de pequeñas dimensiones, pero alberga un encanto especial sobre en los detalles, en su claustro, su coro y su rejería y en las importantes obras de arte que en ella se encuentran.

Velázquez, Luis de Morales “El Divino” (el mismo pintor que ha recuperado, en una excelente y reciente exposición, el Museo del Prado), Francisco Salzillo o Sánchez Coello son solo algunos de los grandes artistas que han dejado descansar aquí sus obras.

El Convento de Santo Domingo es un precioso edificio que va del gótico al renacimiento, alcanza al barroco y se culmina en estilo rococó. No dejes de visitarlo incluso por dentro para disfrutar de sus elegantes patios y de sus impactantes dimensiones.

La Iglesia de Santa Justa y Rufina, la de Santiago Apóstol como ejemplos de arquitectura gótica y el Santuario de Nuestra Señora de Monserrate de estilo barroco, son otros edificios religiosos que no te puedes perder y que guardan muchos tesoros en su interior.

Visita el Palacio Episcopal del siglo XVIII y diversos palacios renacentistas, barrocos y modernistas que saldrán a tu paso.

Las palmeras y Miguel Hernandez

Pasea plácidamente el Palmeral de Orihuela de origen árabe. Es el segundo más grande de Europa tras el de Elche y único de sus características en el mundo. Un verdadero oasis dentro del oasis que es la huerta.

No dejes de visitar la Casa Museo de Miguel Hernandez, sin duda la mayor gloria poética de Orihuela y una de las voces más representativas del siglo XX.

Y a pocos kilómetros, playas maravillosas para disfrutar incluso en invierno. Ante todo recomendamos la visita a Cabo Roig, dotadas sus aguas de un importante valor ecológico.

Compartir experiencias, conocer una ciudad increíble rodeada de un jardín, saborear su cultura. Orihuela brinda esto y mucho más. Vamos, ponla en tu agenda de viajes por hacer.

 

Imagen: Clausto de la Catedral de Orihuela (Wikimedia commons)

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "Orihuela: la joya del Segura"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo