El Hierro te envenena

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Viajes

El Hierro te envenena

Por Mi_Nueva_Edad, | 28 Agosto, 2015

La isla de El Hierro es la más pequeña de las Canarias. También fue conocida como Isla del Meridiano, porque hasta que la supremacía inglesa impuso el meridiano de Greenwich, en su punto más al este se situaba el meridiano cero.

Es el punto más meridional y más occidental de España, la isla más joven del archipiélago y la que ha tenido una más reciente actividad volcánica. Concretamente en 2012 en un volcán submarino a 5 km de la costa. Como ves, la isla de El Hierro es más.

Se formó a partir de una grieta magmática en forma de "Y" en el suelo oceánico, de ahí su forma. Su geografía está marcada por una dorsal que atraviesa toda la isla, con una altura máxima de 1501 m en el Pico de Malpaso.

La costa se caracteriza por grandes acantilados y pocas playas de arena, pero los entrantes de mar, han generado hermosas piscinas naturales ideales para darse un buen chapuzón.

Un 58% de su territorio está protegido. No obstante, está declarada como Reserva de la Biosfera por la UNESCO desde el año 2000.

Un lugar especial

Aunque suene a tópico, El Hierro es un lugar singular. Sus habitantes (que apenas superan los 10.000) hablan de su tierra como única, que atrapa y te envenena.

Aunque en algunos momentos de su historia ha sido casi despoblada por las sequías y las dificultades que tiene vivir en un entorno pequeño y escaso de recursos, en los últimos años este rincón canario, ha visto llegar flujos de población de antiguos emigrantes retornados y extranjeros, que según sus propias palabras, encuentran aquí su lugar y a sí mismos.

Por otra parte, la isla aspira a ser (de hecho prácticamente lo es) la primera en autoabastecerse de energía, y de energía limpia, a través de su central hidroeólica Gorona del Viento. Por ello fue declarada también por la UNESCO como Geoparque en 2014. Todo un modelo a seguir. De hecho, el pasado 9 de agosto, se autoabasteció totalmente de energía durante 4 horas.

Naturaleza

Pero El Hierro se disfruta a cada paso. Su paisaje volcánico reciente, pelado de vegetación, marciano, va tornándose en bosques de sabinas moldeadas por el viento de forma fantasiosa, casi fantasmagórica, que se retuercen hasta formas inverosímiles. Estas son, junto con el protegido lagarto gigante de hasta 75 cm de longitud, el gran símbolo de la isla.

Se divide en tres zonas. La más árida o más baja, la semihúmeda que va de los 200 hasta los 400 m y la húmeda hasta sus cumbres. Hay que tener en cuenta que tiene la mayor concentración de volcanes de todas las Canarias.

En las partes más bajas las plantas carnosas que atrapan agua a través del rocío, son las que dominan el terreno, pero conforme se asciende, los ágaves, los cáctus, la Palmera Canaria y las sabinas van dominando el terreno hasta llegar a las máximas alturas, en dónde las bellas laurisilvas tienen su morada.

La fauna más característica son los reptiles como el ya nombrado lagarto gigante de el Hierro o el lagarto de Canarias. El medio marino de El Hierro es muy rico en biodiversidad. Las tortugas bobas y las laud y unos fondos marinos riquísimos completan este ecosistema único.

Para no perderse

Visita Valverde, capital del Cabildo con su Iglesia barroca clasicista y su puerto de La Estaca. También El Pinar y La Frontera, sus otros dos municipios. Allí podrás degustar su gastronomía basada en un delicioso pescado cocinado de diversas maneras, acompañado de “papas arrugás” y sus mojos, de un buen potaje o puchero herreño, de un buen cabrito o de conejo.

Visita el famoso Pozo de la Salud y su balneario, célebre por sus aguas curativas. Se encuentra en el Valle de El Golfo (La Frontera), formado por el derrumbe del terreno debido a una antigua erupción volcánica.

Y por supuesto, las zonas de baño y ocio como La Maceta en Frontera, el Charco Azul, el Pozo de Las Calcosas en El Mocanal o Tocorón en La Restinga, el punto más al sur de España. Tampoco te pierdas la Punta de la Orchilla como lugar más occidental y Punta Bonanza.

Comparte unas vacaciones inolvidables en buena compañía, en la tranquilidad de una isla sorprendente.

 

Fotografía: Punta Bonanza

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "El Hierro te envenena"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo