Nuevos roles de participación social, en tu nueva edad

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Comunidad

Nuevos roles de participación social, en tu nueva edad

Por Mi_Nueva_Edad, | 12 Octubre, 2015

Si hace unos meses hablábamos de un estudio realizado por la Fundación Pilares para la autonomía personal, llamado “Las personas mayores que vienen”, ahora le toca el turno al libro presentado el pasado 7 de octubre, “ENVEJECER SIN SER MAYOR. Nuevos roles en la participación social en la edad de la jubilación” y a la que Mi Nueva Edad asistió.

Los autores son el sociólogo y antropólogo Daniel Prieto, el sociólogo Diego Herranz y Pilar Rodríguez, presidenta de la propia Fundación Pilares, vicepresidenta de la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología y Ex Directora General del IMSERSO.

Este libro-estudio, no va dirigido sólo a jubilados. De hecho, está enfocado a personas que se acercan a la cincuentena y hasta los primeros años después de la jubilación.

Los ciudadanos que van de los 50 a los 69 años, representan un 23% de la población, unos 10.700.000 personas. Más de 1.162.000 son parados, 4.647.200 ocupados y 5.307.900 entre jubilados y aquellos que se dedican a tareas del hogar, es decir, los inactivos.

Atentos porque en él hallamos muchas interesantes conclusiones sobre como será el futuro de muchos a esas edades, de que nos interesa o interesará, de como debemos prepararnos para afrontar esa etapa de la vida que nada tiene que ver con la vejez, ni con ser mayor, sino con nuestra nueva edad.

Nos gustaría que olvidáramos las etiquetas viejo, mayor, heterosexual, maduro, homosexual, negro... ante todo personas.

Como hemos cambiado

La mayor incorporación de la mujer al mercado laboral, el mayor nivel y número de personas con estudios, la creciente utilización de las nuevas tecnologías y el mayor interés por la participación social, son las diferencias más sustanciales con respecto a décadas anteriores.

Ya no somos o seremos mayores ni viejos. El aumento de la esperanza de vida a traído como consecuencia, no una vejez más larga, sino una adultez prolongada.

Participación social y voluntariado

Las personas objeto del estudio aspiran al desarrollo personal por medio de actividades libremente elegidas basadas en el ocio, pero también a otras de tipo social y de voluntariado en el que sus capacidades y su experiencia se pongan en valor y reviertan en la sociedad.

Por ello se lamentan de la poca valoración que se hace de ellos por parte del resto de la sociedad, pero muy particularmente por parte de la administración y del mundo empresarial. Es fundamental que desde ellas, se desarrollen programas de formación e información, enfocados a la planificación y orientación de la vida en esta nueva edad.

El voluntariado, y no sólo el del tipo benéfico asistencial, como mecanismo para la mejora del bienestar de las personas y el aprovechamiento de su conocimiento. Es la mejor forma de conseguir el completo desarrollo personal del individuo.

Abandonar la idea de centros sociales segregados. Estos deberían estar abiertos para todos sin importar su edad, y desde ellos promover la participación comunitaria.

Conclusiones

-Después de la jubilación, ya no viene la vejez como antaño, sino una nueva etapa llena de posibilidades. La jubilación no genera “viejos”.

-Aunque la gran mayoría siente que pierde parte de su identidad tras la jubilación, el consumo responsable, el hedonismo se convierte en su eje vital.

-La sociedad se empeña en relegar a estas personas, a veces casi despreciando sus capacidades y experiencia, mientras están dispuestas a compartirlas, a ser útiles.

-No les gusta las políticas de envejecimiento basadas en la segregación. El intercambio intergeneracional, es la clave para una sociedad más rica y menos discriminatoria.

Según palabras de la propia Pilar Rodríguez: “estamos tirando por la borda todo un capital social que necesitamos canalizar".

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "Nuevos roles de participación social, en tu nueva edad"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo