Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido Huesca

Para poder ofrecer los servicios de la web: y poder administrar la página, Francisca Abellón y, en su caso, otras empresas relacionadas con la prestación de los servicios contenidos en Mi Nueva Edad, guardaremos cierta información en su ordenador mediante el uso de las cookies. Si quiere saber qué son las cookies, cuáles utiliza esta página web y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de cookies.

Aceptar
Viajes

Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido Huesca

Por GURULAB.biz, | 30 Enero, 2015

Miles de excursionistas ascienden sus cumbres cada año, y los senderistas lo consideran un auténtico paraíso por sus numerosas rutas para todos los niveles. El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, en el Pirineo de Huesca, ofrece más de 15.600 hectáreas de naturaleza en estado puro.

Este paraje es el segundo parque nacional más antiguo de España, constituido en 1918, y ampliado en 1982. Desde ese año incluye el Valle de Ordesa, el de Pineta, las Gargantas de Escuaín y el Cañón del Añisclo. Cada una de estas cuatro zonas es muy diferente entre sí y todas tienen sus propias peculiaridades.

Entre los paisajes más impactantes que incluye el parque se encuentran glaciares, bosques de hayas y abetos, cascadas en el fondo de los valles, desiertos de altura y los denominados fenómenos kársticos, como son las simas, grutas y cañones.

A más de 3.000 metros

Todos ellos giran en torno al Monte Perdido, el macizo calcáreo más elevado de Europa, cuyo pico más alto alcanza los 3.348 metros. El macizo permite contemplar toda la grandiosidad del parque natural en el que las rocas de tipo sedimentario, con sus característicos relieves y formas, son las protagonistas.

La inmensa grieta que abre el Cañón del Añisclo en medio de una gran extensión de pastos horizontales, los barrancos y gargantas de la zona de Escuaín, la más soleada del parque; el circo de Pineta con su imponente cascada, o la Brecha del Rolando, la puerta natural que comunica con Francia, son algunas de las delicias de este paraje.

Salpicado de pueblos

Y si el parque natural es una joya en sí mismo, con más de una veintena de rutas diferentes, no lo son menos los pequeños pueblos que lo salpican. Las localidades de Torla, Escalona, Tella o Bielsa son algunas de las entradas a este paraje, y son también dignas de una visita para aquellos que quieren conocer la verdadera tranquilidad de la vida en las montañas.

Ir a listado de noticias

0 comentarios
0 favoritos
0 comentarios en "Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido Huesca"

Debes estar registrado para publicar comentarios

Comparte tus valores y compromiso social con Mi Nueva Edad.
Buscamos colaboradores que aporten diversidad a nuestra plataforma, Descarga nuestro Dossier Corporativo
logotipo